¿Sabías que no pueden tomar miel los bebés menores de un año?

Si un bebé menor de un año toma miel puede contraer botulismo (enfermedad que puede ser mortal, pero que evoluciona bien si es tratada a tiempo).

La miel puede contener esporas de Clostridium botulinum que, al entrar en el intestino del bebé, pueden germinar como bacterias y terminar causando la enfermedad. La mayoría de los adultos y niños mayores de 6 meses tienen las defensas suficientes como para evitar el crecimiento de las bacterias, por lo que es segura su ingesta. Sin embargo, debido a la inmadurez del sistema digestivo de los menores de un año (tienen un menor grado de acidez), la recomendación de evitar consumir miel se extiende hasta ese momento.

Hay alimentos infantiles con miel indicados a partir de 6 meses, como cereales, galletas… No hay un método que elimine las esporas de forma segura sin perjudicar la calidad de la miel, por lo que la presencia de miel en estos alimentos se debe a la buena publicidad que da presentar el producto como preparado con ingredientes naturales (todas las vitaminas y minerales de estos productos suelen ser agregadas de forma artificial).

Una mujer sí puede tomar miel durante la lactancia ya que las esporas no pasan a la leche materna (son, además, demasiado grandes para pasar por los conductos). Es difícil que la madre contraiga botulismo por ingerir miel, pero aunque eso pasara, podría seguir amamantando sin contagiar a su bebé.

Si es el bebé el que ha ingerido miel contaminada y toma leche materna, la recomendación, además de lo que indique el médico, es seguir amamantando, ya que de esta forma podría retrasarse el inicio de la enfermedad.

chupete-mielCuando uses miel, es muy importante después lavarse bien las manos, además de todas las superficies con las que haya podido tener contacto. Y, por supuesto, nada de untar el chupete ni usar la miel para endulzarles la comida. No toda la miel tiene esporas, pero es mejor tomar precauciones.

4 comentarios

  1. Hola, buenas… Paso por aquí aprovechando la campaña de Bitácoras para decirte que te voy a votar para tu categoría, y si tienes un hueco libre en Arte y Cultura para mi blog sería genial. Muchísimas gracias por adelantado y suerte!!

  2. Yo esto lo había oído y me asustó tanto que seguí mucho tiempo sin atreverme a darle miel. La primera vez que le di un poquito (se lo puse en unas gachas) fue hace unas semanas, con más de dos años. Ah, y un día que le dolía la garganta con la esperanza de que le aliviara un poco, porque a mí algo sí me alivia…

    • Quiero pensar que es una información que conoce la mayoría de la gente. Sin embargo, hace poco estaba leyendo un libro sobre estimulación donde recomendaban mojar el chupete en miel, manzanilla (las infusiones son igual de peligrosas que la miel) y otros sabores para experimentar sensaciones gustativas diferentes; todo ello para el rango de edad de 0 a 6 meses. Dejé de leer el libro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *